domingo, septiembre 21, 2008

Oktoberfest






Munich calienta motores para celebrar su popular ‘Oktoberfest’. Y es que aunque aún estamos en septiembre hace ya muchos años que, debido a las mejores condiciones meteorológicas, esta tradicional fiesta alemana adelantó unos días su ‘pistoletazo de salida’ para que los visitantes pudieran disfrutar al máximo de las actividades y celebraciones.


Así, del 20 de septiembre al 5 de octubre la ciudad bávara acogerá la 175 edición de esta festividad que atrae a turistas de medio mundo y en la que no faltan las ferias, los conciertos, las guirnaldas, el folclore, los trajes típicos, los cantos populares y, por supuesto, la cerveza.


Ríos y ríos de cerveza (resultan prácticamente incalculables los litros de esta espumosa bebida que durante las más de dos semanas que dura el 'Oktoberfest' son consumidos). Nosotros aprovechamos hoy la ocasión de tan ‘refrescante fiesta’ para (tanto si tiene la suerte de disfrutar de la cerveza los próximos días en suelo alemán como fuera de él) proponerle una serie de consejos relacionados con el buen servicio y la correcta degustación de esta bebida milenaria.


· La cerveza se ha de servir en un recipiente frío pero nunca congelado, ya que esto no favorece la creación de espuma ni su apreciación visual.


· Además, se recomienda utilizar un cristal transparente y fino para que se pueda apreciar el color y resulte más agradable su entrada en boca.


· Es preferible que el recipiente sea una copa o jarra para poder agarrarlo por el pie o asa (según el caso) y no calentar así la bebida con la mano.


· En cuanto a la temperatura, se recomienda servir a unos 5ºC si es lager (el tipo más consumido en España) o a 10ºC si se trata de una cerveza negra.


· A la hora de tirarla (ya sea desde un barril, una lata o una botella) se deberá situar el recipiente a una distancia suficiente para que, al caer, la cerveza se bata suavemente con el fondo y se llene de líquido y espuma. Esta última se forma durante el ‘tiraje’ y se controla inclinando el vaso primero (a unos 45º) y después poniéndolo en posición vertical.


· La consistencia de la espuma es importante (tan malo es el exceso como el defecto). Así, se aconseja que la ‘corona de espuma’ mida unos 2 cm en el vaso.



http://www.hola.com/gastronomia/noticiaslibros/2008/09/18/15420_alemania_se_pre.html


2 comentarios:

Tarántula dijo...

Leo, yo el viernes me tomé unas soleras verdes y quedé destruida, pero al leer estos consejos me provocó cerveza ¿Me estaré volviendo alcohólica? jajaja, besitos.

Leonardo Melero dijo...

Para nada amiga, tienes el sabor venezolano impregnado en tus venas, recuerda Solera Verde es la Premiun de Venezuela. Salud! :)